Bentley S1

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (Valoraciones)
Cargando…
bentley S1 1

El Bentley S1 es uno de los modelos más exclusivos que jamás salieron de Crewe en una de las mejores bodegas del mundo. Una pareja para inundar de auténtico placer todos los sentidos.

Siempre es un disfrute apasionante ponerse la volante de un automóvil ‘clásico’, cada uno te trasmite su carácter y te devuelve a otras épocas, el haber realizado más de mil kilómetros durante unos días con este automóvil, me ha cautivado de tal manera que he arrinconado durante este tiempo mi turbo diesel y he estado disfrutando, pese a su consumo, de este Bentley a diario y trayendo de cabeza a todos los buenos aficionados de La Rioja, que no acababan de encasillarlo.

Dice el refrán que “algo tiene el agua cuando la bendicen” y lo comento a tenor de la fama de bien construido y de buenos automóviles que tienen estos modelos, una fama que es rigurosamente cierta. En concreto esta unidad está en un estado excepcional y, aunque pueda parecer mentira, apenas tiene veinticinco mil kilómetros, siempre bien mantenido, y tan sólo se ha pintado hace unos años del mismo color original porque la pintura había perdido parte de su brillo.

El LALB12 es uno de los doce chasis largos que se construyeron del modelo S1, de éstos, siete fueron carrozados por Hooper y los cinco restantes por James Young siendo éste el único con el volante a la izquierda (la L que encabeza su numero de chasis lo delata). Su primer propietario fue el entonces (octubre 1958) embajador de España en el Reino Unido, el Duque de Primo de Rivera, y a su regreso a nuestro país fue matriculado y guardado en un garaje de la capital. Tengo entendido que la razón por la que se usó poco, la tenía el habitáculo, que sus propietarios encontraban caluroso para nuestra climatología, por lo que más tarde, en Carlos de Salamanca importador oficial de la marca, se aislaron los bajos y se le montó el aire acondicionado.

Esta limusina de cinco plazas, denominación que recibe por montar un cristal con accionamiento eléctrico que aísla al chofer de los pasajeros del asiento trasero, monta el más famoso y reputado de los motores de la casa, el seis cilindros en línea con la válvula de admisión en la culata y la de escape lateral en el bloque que en ésta, su ultima evolución, llegaba a cubicar 4.887 cc. (95 x 114 mm.) con una compresión de 6,6 y una larga carrera que no facilita los regímenes altos, pero en cambio si se consigue lo deseado por el fabricante, una gran elasticidad y suavidad. Empuja desde el principio con decisión y contundencia lo que unido al cambio automático facilita una conducción muy cómoda. Ya se sabe que la tradición de Rolls Royce (Bentley pertenecía al grupo) era no indicar la potencia de sus motores pero por la facilidad que mueve los mas de 2.200 Kg, me hace creer que entrega unos 160 CV ya que estira tranquilamente hasta los 140 Km/h con facilidad, por lo que se acopla perfectamente al tráfico de hoy en día. Hasta los frenos cumplen su cometido con una eficacia que sorprende gracias al sofisticado sistema de detención que monta. A parte del servo freno de inercia, monta un circuito hidráulico que actúa sobre las cuatro ruedas y un segundo independiente, mecánico, accionado por el mismo pedal, que funciona sobre las ruedas traseras.

Aunque el problema fundamental de los frenos de esta época residía en los tambores, que se bloquean y calientan perdiendo eficacia con facilidad (el único handicap que presenta la conducción de estos automóviles hoy día, para defenderse perfectamente bien en el trafico cotidiano, son los frenos. Aceleran y andan prácticamente como los de ahora pero necesitan algunos metros más para pararse. Distancia de la cual los conductores modernos, del servo freno y el ABS, no tienen conciencia y se mueven a tu lado realizando algunas veces maniobras que te hacen pasar algún apuro. Es algo parecido a lo que pasa entre los conductores de los coches y las motos, los primeros por lo general no tienen conciencia de las limitaciones de los segundos).

Fotos

bentley s1 3

bentley s1 2 - saloon continental

bentley S1 1

Vídeos

Prueba de conducción Bentley S1

Bentley 1957 – Prueba

Subasta Bentley S1 1956

Vídeos Bentley S1




Escribe un comentario en "Bentley S1"

Escribe un comentario

Tu email no será publicado.